EL PARTIDO JUSTICIALISTA MUEVE LA PELOTA

 Y lo hace en el campo de juego de Domingo Peppo


Domingo Peppo
Foto http://www.radioveintiuno.com.ar  
El Partido Justicialista mueve la pelota el próximo sábado 31 de marzo. Esta metodología de trabajo ideada por el presidente del partido, Jorge Capitanich, no pasa inadvertida, y puede considerarse que el minuto cero de la carrera 2015 se dará en el campo de juego de Domingo Peppo. El 2015 ya está en las mentes dirigenciales del justicialismo, más allá que el intendente de Villa Ángela haga un rodeo discursivo, para delimitar los alcances del trabajo político a desarrollarse el próximo sábado: “El encuentro será importante porque nos dará un ámbito de trabajo político y de gestión, y podremos avanzar en definiciones que hacen a toda la ‘microrregión’ planteando realidades que hacen a nuestro accionar diario y a canalizar acciones sobre obras estructurales que benefician a todas las ciudades que la integran” manifestó en el diario norte de hoy.

Domingo Peppo fue el primero en confesar sus aspiraciones de gobernar la provincia después de Capitanich, y dijo que está trabajando en buscar los consensos y apoyos necesarios para ser el sucesor de Capitanich. ¿Es condenable? No. Todo lo contrario es plausible que un dirigente reconozca sus pretensiones políticas y trabaje en función de ellas; ahora estamos en un tramo temporal en el cual no hay ningún impedimento ético ni estético para hacerlo. El trabajo de campo es necesario no solo para la sumatoria de apoyos sino además para recabar la información necesaria que permita elaborar un plan de gobierno digno de ser presentado como alternativa en el 2.015.

La decisión de Domingo Peppo es razonable, actúa ahora con prescindencia de los múltiples probables escenarios que se puedan dar en el futuro. Un dirigente no puede estar inmovilizado en la duda  de si en el 2015 el kirchnerismo seguirá fuerte o no, que presencia nacional tendrá Capitanich, o que hará tal o cual otro. El intendente de Villa Ángela es conciente que no puede dilapidar el tiempo en espera de cómo se sucedan los acontecimientos internos del siempre cambiante contexto justicialista. La estrategia de crecimiento por integración regional es un buen camino elegido que no tiene mayores costos políticos, y que en el caso de no llegar al objetivo pensado le dejará como saldo una buena estructura para las negociaciones políticas futuras. Es importante la construcción de un ámbito de liderazgo propio.

Jorge Capitanich, ya resolvió la fortaleza de su legitimidad hasta el ultimo segundo de su mandato. La banca de senador en el 2013 le permitirá no solo demostrar la vigencia de su poderío electoral a las autoridades nacionales sino además le permitiría mantener a la dirigencia justicialista alineada a su liderazgo. Al no tener la reelección, tendrá su renuncia a la gobernación separada de un papel y una birome. 

Hugo Sager, Eduardo Aguilar y José Mongelo coincidieron en que es prematuro hablar de candidaturas hacia el 2015. Aunque en el caso del intendente de Puerto Tirol reconoció que no se puede elaborar una estrategia para las elecciones legislativas del 2013 sin pensar en el 2.015.

Algunos dicen que Capitanich llegado el momento tendrá un candidato para proponer como alternativa pero al mismo tiempo no son pocas las voces que señalan que Capitanich tiene un estilo de liderazgo que ante varias opciones se limitará a decir que el peronismo decida democráticamente. Si jugamos con la hipótesis que Capitanich saldrá a viva voz en una interna a decir “Este es mi candidato”, entonces cabe la pregunta que grado de persuasión podría tener en las distintas estructuras internas la sugerencia de un líder que se encuentra en la postrimería de su poder provincial? En cualquiera de los escenarios, con Capitanich involucrado o no en las internas,  con el kirchnerismo eligiendo o no a su candidato, con los intendentes separados o juntos, son fundamentales los espacios propios construidos.


Cr. César López
Abrapalabras

No hay comentarios:

Publicar un comentario