PARA EDUARDO AGUILAR; ¿QUÉ ES LA POLÍTICA?


Cuando el Presidente de la Legislatura dijo basta de la política del verso en respuesta a declaraciones de Ángel Rozas; me pregunté ¿Qué será la política para Eduardo Aguilar?  

La política es transformación dice uno de los principales referentes del coquismo. Y agrega que solo con un estado fuerte, se puede impulsar un proceso de transformación de las estructuras productivas, que de la posibilidad de la inclusión social a través del trabajo. “La política está muy vinculada al peronismo. El peronismo es un proyecto de inclusión social a través de la industrialización”.   

Aguilar defiende la idea de un estado fuerte con orden financiero, con recursos humanos capacitados, y con funcionarios motivados. Nuestra generación a partir de 1.976 padeció el debilitamiento o achicamiento del estado que dinamitó las estructuras productivas. 

No es un dato menor que en la Provincia del Chaco desde hace algunos años ciertos dirigentes se ocupen de pensar sobre esos tres ejes que fueron dinamitados durante la larga noche neoliberal: “En el año 2007 publicamos un artículo  en el diario norte que proponía tres revoluciones para la próxima década del chaco: Una revolución industrial, una revolución educativa, y una revolución en el fortalecimiento del estado”.
  
Sin embargo Aguilar no se conforma, acompaña la idea de profundizar el modelo: “yo siempre pongo la lupa en el peronismo, siempre le exigimos más porque es la herramienta de transformación. Solamente podemos discutirlo en este marco político. Esto no forma parte de las preocupaciones ni de la derecha ni de los políticos gestores". 

"Nos preocupa poder consolidar un peronismo que comparta los valores de industrialización, de un estado fuerte y de un desarrollo regional. Profundizar el modelo quiere decir desarrollo regional. Atacar la pobreza en las regiones, los déficit de infraestructura en las regiones, y la política industrial de las regiones.  Con el gobierno nacional, hicimos mucho en términos de infraestructura. Lo que sucedió en el Chaco es enorme en término de escuelas, hospitales, viviendas, rutas, se terminó el electroducto, se está construyendo el acueducto. Aconteció una revolución de infraestructura social y productiva; y falta más en término de políticas industriales. Por ahí pasa la profundización del modelo”

“Desde el año 2.004 que trabajamos en conjunto con Capitanich ejes de ideas y de transformación para la provincia del Chaco. Tenemos una altísima coincidencia en la visión de transformación que tenemos para la provincia. Esto de alguna manera explica el trabajo en conjunto que bajo su liderazgo pudimos realizar en estos años, y que continúa mucha gente que originalmente integra nuestros equipos”

En días de definiciones electorales crecen los falsos dilemas. Militancia o gestión. Militante o Yuppie. Algunos desde el escenario se llenan de palabras prometiendo el protagonismo de la militancia; otros desde áreas del gobierno predican que solo se debe gestionar. El precandidato a gobernar la provincia después de Capitanich dice que “Todos aspiramos al gran protagonismo de la militancia. La complejidad de la realidad nos exige mayor formación para abordar los problemas que se le plantean al estado. Tenemos que ser capaces de compatibilizar una gran militancia territorial con formación de los cuadros de gobierno; y sobre todo cuidar mucho al estado. Quienes creemos que el Estado tiene que jugar un rol fundamental, somos quienes más debemos cuidar al estado. No desorganizarlo financieramente, no desorganizarlo en términos de recursos humanos sino al contrario aumentarle capacidades. 

"Todos los sectores del justicialismo tuvieron participación política. Accedieron a lugares de conducción. Participaron o participan del gobierno. Capitanich siempre tuvo la idea que todos estemos integrados, de privilegiar la unidad del justicialismo, con el criterio de contención a la militancia”.

Hay una dimensión que no se pinta en los muros, ni se cuelga en los afiches ni ocupa titulares de los medios ni es alimento de columnas dominicales: La dimensión docente de la dirigencia política. Eduardo Aguilar, no pierde esa dimensión ni siquiera en los apuros que podría exigir la aspiración de gobernar la provincia después de Capitanich. Su nombre está instalado en el marco de una estrategia a mediano plazo que viene desde el mismo momento que jorge Capitanich puso sobre la mesa la Presidencia de la Legislatura para cerrar acuerdos en el 2.011. El andamiaje electoral de este año 2.013 le permitirá seguir acrecentando su  protagonismo en el debate por la sucesión. 




No hay comentarios:

Publicar un comentario