LOS NUMEROS CIERRAN, EL NIVEL DE EMPLEO NO SE DERRUMBO




La presidente le puso un freno a la Crisis
El año 2.009 presentó turbulencias para el sistema económico mundial, casi ningún país pudo mantenerse indemne de los efectos de la gran crisis desatada en EE.UU. Para citar ejemplos de los impactos, el déficit fiscal español rondó el 12% del PBI, en Estados Unidos el déficit trepa a record históricos, situándose cerca del 8% del PBI. Sin ostentaciones cabe destacar que la Argentina desde el año 2.003 encauzó las cuentas fiscales y de comercio exterior, obteniendo resultados primarios fiscales y comerciales superiores al 3% del PBI, y una consiguiente acumulación de reservas del Banco Central. 

En el año 2009, según datos del Ministerio de economía el superávit fiscal primario  ascendió a 17.277,9 millones de pesos (1.58% del PBI) generados en la diferencia entre el ingresos tota de $260.214,2 M y el de Gasto primario de $242.928,6. En la columna de ingresos hubo un crecimiento interanual de 15,79% respecto al 2008 cuando la recaudación fue de 219.134,4 Millones,  explicado por el IVA y por los aportes y contribuciones de la seguridad social. El gasto primario 2008 fue de $186.605,7 M, crecimiento interanual del gasto primario fue de 23,18% explicado por mas gastos de capital, por incremento de las remuneraciones, por aumento en las prestaciones de seguridad social, y por transferencias al sector privado. En esta breve comparación se advierte un mayor crecimiento del gasto primario respecto al crecimiento de la recaudación, explicado fundamentalmente en las necesarias medidas contracíclicas tomadas por el gobierno nacional para morigerar los efectos negativos de la crisis mundial, y  evitar una drástica caída en el nivel de empleo.

El gobierno de CFK se encontró con un frente de tormenta de consideración, los reportes mensuales que llegaban de EEUU, de España señalaban perdidas de empleos que se contaban de a ciento de miles, y en ese contexto tuvo que inyectar fondos al sistema económico con el objeto de evitar las perdidas de empleos o el derrumbe de la actividad productiva y a la luz de los resultados obtenidos, es dable señalar que dentro de las posibilidades estratégicas el gobierno nacional tomó las medidas adecuadas, justas y oportunas. La tasa de desempleo del último trimestre de 2009 cerró en 8,4%, 0,8 puntos porcentuales menos que el 3 Trimestre. Una de las principales obligaciones de un gobierno es cuidar por las fuentes de empleos, extremar los esfuerzos para evitar su derrumbe porque una vez acaecido la recuperación de los mismos se hace cuesta arriba e insume tiempo. En fin, los números cierran, el nivel de empleo no se derrumbó como en otras partes del mundo.-

Cr. César López
Abrapalabras

No hay comentarios:

Publicar un comentario