SE TRABAJA PARA CUMPLIR EL FIXTURE ELECTORAL DEL AÑO 17

LOS RENOVADORES
Divides y reinaras es una estrategia vieja y conocida por medio de la cual se intenta conservar y fortalecer el poder. El macrismo utiliza ese panorama estratégico para evitar las vinculaciones de los distintos grupos, y lo hace de manera exitosa. El macrismo, en primer término logró juntar a todos los gobernadores alrededor de una mesa para excluir al kirchnerismo; y en la segunda etapa busca fragmentar al justicialismo antikirchnerista en varias partes.

Los gobernadores, en tanto referentes territoriales, adolecieron de valentía para agruparse, y constituir un bloque político firme. No fueron leones defendiendo sus territorios sino corderitos mansos serviles al gobierno nacional. Las provincias, con la tesis dialoguista siguen ahogadas financieramente, sin obras.
En las últimas horas, se advierte que algunos gobernadores quieren apartarse dela estrategia del PJ formal, es decir dar inicio a una nueva subfragmentación.

Más agua para el molino de Mauricio Macri.
Los gobernadores nuevos, acaso aconsejados por los operadores del massimo, buscan libertad de movimiento en el PJ para aventajar en la negociación con Sergio Massa, y despegarse de Daniel Scioli, del salteño Urtubey, del kirchnerismo. No es una estrategia genuina sino reacciones a las acciones estratégicas de Sergio Massa; daría lo mismo decir que es una reacción para acomodarse al formato de ejercicio de poder establecido por Mauricio Macri.
La confluencia de los intereses políticos, para constituir una oposición capaz de frenar las medidas neoliberales que dañan a la sociedad, está muy lejos de llegar. Por ahora, se trabaja para cumplir el fixture electoral del año 17.

No hay comentarios:

Publicar un comentario