TODOS QUIEREN HACER 6-7-8

El programa 6-7-8 fue cuestionado una y otra vez, muchos militan para su desaparición. Sin embargo, todos quieren hacer 6-7-8, transmiten contradicciones de dirigentes, por ejemplo de Mónica López.

Pero lo hacen mal.

¿A quien interesa que una dirigente del montón tenga una conducta política pendular?  ¿Cuál es el grado de afección que sufriría el país por la contradicción de una (ex) candidata a Diputada Parlasur?

La tanqueta no se quedó en esas contradicciones mínimas, hurgó en las contradicciones mayores, en esas que esclarecen las conductas de los medios monopólicos; en esas que esclarecen las conductas interesadas de los periodistas, por ejemplo en las de Fernando Niembro, en las de Marcelo Bonelli, en las de Jorge Lanata; en esas que esclarecen las conductas de sindicalistas como Hugo Moyano, en esas que esclarecen las conductas de empresarios quejosos pero que son pocos amigos de registrar trabajadores, pagar impuestos;  en esas que esclarecen las fuentes de financiamientos de ONG; en esas que esclarecen las contradicciones proselitistas de Mauricio Macri.

No hay comentarios:

Publicar un comentario